Todas Las Cirugías de Megan Fox

 



Hoy toca analizar la evolución en imágenes de la actriz Megan Fox, una chica precios que gracias a unas cuantas cirugías y a un cuidadoso proceso de embellecimiento pasó a ser una mujer con una belleza tan asombrosa que se convirtió en el objeto de deseo de todos los hombres del planeta. Esa belleza le ha permitido vivir de las rentas durante años, porque por desgracia, en 2010 cometió el error fatal de someterse a una cirugía que no necesitaba, lo que arruinó su rostro perfecto, y por consiguiente, su carrera.

Pero repasemos su historia desde el principio. Megan Denise Fox nació el 16 de mayo de 1986 en Tennessee, Estados Unidos. Aunque parezca increíble, Megan nunca fue una chica popular en el instituto. Llevaba aparatos y tenía el pelo anaranjado porque se lo teñía de rubio en casa. Su personalidad agresiva asustaba a los chicos, y las demás chicas se burlaban de ella por su sueño de convertirse en actriz. Aunque las fotos de su adolescencia dejan claro que ya era guapa de forma natural.

 

Megan Fox Young

 

Después de estudiar interpretación, a los 15 años consiguió un papel en su primera película. Y tras varios trabajos sin importancia, apareció en un capítulo de Dos Hombres y Medio, y más tarde fue contratada para actuar en una serie de televisión que se canceló tras dos temporadas. 

En esa época era una chica guapa pero con muchos errores en su arreglo personal, lo que nos ha pasado a todas: bronceado artificial, perfilador de ojos aplicado mal y en exceso, sombras brillantes, reflejos rojizos en el pelo… Nada que no haya hecho cualquier mujer joven que no tiene ni idea de cómo peinarse o maquillarse. Pero belleza de base tenía, y a montones.

 

Megan Fox 2005

 

Megan Fox (Photo by Jeffrey Mayer/WireImage) *** Local Caption ***

 

Su belleza natural era material de estrella de Hollywood, y siendo consciente de ello, en 2005 comenzó su transformación y proceso embellecedor para convertirse en una mujer despampanante, del estilo estrella. Puede que asesorada por un equipo de estilistas o por su representante, Megan Fox llevó a cabo algunos cambios para mostrar una imagen un poco más felina y agresiva. Canceló su bono del centro de bronceado y eligió un perfilado de ojos más elegante y potenciado con pestañas postizas en el rabillo. Ese truco consigue una mirada gatuna muy atractiva.

 

Megan Fox Daiquiri Girl

 

 

Megan Fox tenía una buena base, algo imprescindible en este proceso. Si mujeres poco atractivas han conseguido ser guapísimas gracias a la cirugías, una mujer con belleza natural puede sacar petróleo de ella. Megan Fox tenía unos cuantos defectos: poco pecho, labios finos, dientes demasiado grandes, cabello fino y pobre, mala piel… ¿Cómo consiguió mejorar tanto? El secreto son los retoques pequeños y discretos. Ése es uno de los motivos por los que su transformación fue tan exitosa. Fue poco a poco, pero sin detenerse.

En 2007 Megan Fox pasó a ser una celebridad gracias a su papel en Transformers. Su belleza sexy y agresiva empezaba a llamar la atención. En ese momento, Megan estaba metida de lleno en su transición a tía macizaYa se había aumentado el pecho, lucía unas cejas mucho más tupidas y arqueadas, y había empezado con los rellenos suaves en el labio superior. A lo largo de ese año, gracias a la promoción de la película, podemos ver lo mucho que fue cambiando en cuestión de meses.

 

Megan Fox -Daiquiri Girl

 

Megan Fox Antes Acné

 

getty images transformers megan fox

 

 

Después de un nuevo diseño de cejas y de un relleno labial, había llegado el momento de dar el gran salto y comenzar con la cirugía. Su nariz era un problema, porque de frente no estaba mal, pero de perfil era un poco aguileña, lo que le daba un poco de aspecto de bruja y estropeaba las fotos en cuanto se volvía un poco. Una rinoplastia completa, en la que hay que tocar tabique, punta, cartílago o fosas nasales, es algo arriesgado que puede cambiar mucho el rostro y ser un completo desastre si sale mal, pero en el caso de Megan Fox, era solo cuestión de limar el tabique.

¡Tachán! A finales de ese mismo año, Megan Fox ya tenía perfil nuevo. Como solo se trataba de limar el hueso y un poco la punta, el resultado fue muy natural y el tiempo de recuperación fue muy rápido. Seguro que tuvo un post-operatorio muy sencillo en el que se cuidó mucho, porque en apenas un par de meses, ya se dejó ver en público otra vez. Como se puede ver en la imagen, entre el antes y el después de ese año apenas hay tres meses.

 

Megan Fox Rinoplastia Nariz

 

 

Después solo fue necesario un poco de trabajo estético. Limar y blanquear los dientes, tratamientos faciales, peelings y láser para difuminar las marcas de acné, maquillaje más sofisticado… Y en 2008 ya teníamos a una Megan Fox con una belleza que rozaba la perfección. La industria estaba encantada de tener a una nueva Angelina Jolie, ahora que la novia de Brad Pitt ya superaba la treintena y era madre. Hollywood necesitaba una sustituta igual de guapa, sexy y rompedora.

Algunos portales de internet aseguran que Megan Fox también se puso un implante pequeño en el mentón y se hizo una cantopexia para rasgar un poco más sus ojos felinos. Curiosamente, Angelina Jolie se sometió a esas cirugías entre 2001 y 2003, como demuestran sus fotos, pero en el caso de Megan, no creo que esté tan claro.

 

 

 

Megan Fox Perfecta

 

Entre 2007 y 2009 Megan Fox se dedicó simplemente a recoger lo sembrado. Fueron sus mejores años a nivel mediático. Su rostro estaba en todas partes. Era imagen de decenas de firmas. Salía cada mes en las portadas de las revistas de moda. Los paparazzi la perseguían día y noche y acudía como invitada a los eventos más importantes de Hollywood. Si no era una buena actriz, tampoco suponía un gran problema. Con esa belleza, no necesitaba mucho más.

 

Megan Fox 2009

 

 

 

 

Pero a finales de 2009, en la entrega de premios de la MTV, Megan empezó a mostrar síntomas preocupantes de adicción a los retoques. Apareció con la frente brillante, la cara tirante y un ojo más abierto que el otro. Esos problemas hablaban a gritos de un desastre con el bótox o con alguna sustancia de relleno en el rostro. Sin duda, algo se había hecho. También puede que se sometiera a alguna una cirugía pequeña y que tuviera el rostro inflamado por el post-operatorio.

Megan negó haberse sometido a ninguna operación o relleno, asegurando que su imagen extraña se debía solo a una mala elección de maquillaje y al peinado, que era muy poco favorecedor. Pero ya habían saltado todas las alarmas. Estaba rara.

 

 

 

Megan Fox Operada

 

 

En 2010 se confirmaron las peores sospechas cuando Megan Fox apareció en la premiere de Jonax Hex de esta guisa: rostro deforme, frente tiesa, un lado de la cara más hinchado que el otro, sonrisa torcida… Las fotos dieron la vuelta al mundo. Los blogs y portales de cotilleo echaban humo. ¿Pero qué se ha hecho?, se preguntaban. ¿Qué ha pasado? ¿Por qué?

Megan Fox había cometido su primer y fatal error: someterse a una cirugía arriesgada que no necesitaba en absoluto Aunque los medios especularon con un exceso de rellenos faciales, luego se confirmó que Megan se había hecho un aumento de pómulos. Las fotografías muestran que llevaba implantes de gran tamaño. Muchas modelos eligen un implante más pequeño y redondo, pero el resultado es más artificial, ya que queda el famoso efecto de pelotas de tenis en la cara. Pero un implante grande en el pómulo puede cambiar el rostro por completo, porque afecta a las mejillas, al ovalo facial y a la forma de los ojos.

 

Megan Fox Operación Pómulos

 

 

 

La cirugía en los pómulos es una lotería: puedes quedar estupenda, como Elsa Pataky, o arruinar tu rostro por completo. Si la operación sale mal, toda la piel del rostro se estira, dejando ese aspecto de señora de 60 años con cara de gato que se ha hecho un lifting. Eso es lo que le ocurrió a Megan Fox. Eligió mal la cirugía, y eligió aún peor el tamaño de los implantes.

Si observamos fotos antiguas de Megan, podemos ver que efectivamente tenía los pómulos poco marcados. ¿Pero y qué? ¿Quién dice que los pómulos son necesarios para la belleza? Después de la cirugía, quedó con esa característica cara de gato, como la que tiene ahora Melania Tump, otra mujer que se puso implantes en los pómulos. Megan se había pasado de avariciosa: con una belleza perfecta, quiso más, y por lógica, el resultado, como ya era imposible de mejorar, solo pudo ir a peor.

 

 

 

 

 

Los medios se cebaron con ella, como suelen hacer con las actrices que se operan mal y en exceso. Seguro que para Megan Fox tuvo que ser tremendamente doloroso mirarse en el espejo y darse cuenta de lo que se había hecho a sí misma, sin ninguna necesidad. Había arruinado su belleza por completo y ya no había nada que hacer, porque el círculo vicioso de operar y corregir tampoco es aconsejable: es algo demasiado agresivo para el rostro. De hecho, aunque todos los implantes se pueden quitar, en el caso de los pómulos, no es aconsejable.

No es casualidad que justo en esa época empezara a espaciar sus apariciones públicas y a recluirse en casa con su marido, Brian Austin Green. Y a partir de 2011, desde que se convirtió en madre, Megan Fox se dejó ver cada vez menos, y mejor, porque sus fotos eran algo doloroso de ver. Su carrera se ha estancado completamente y lo que parecía un camino imparable hacia el estrellato se quedó en nada.

 


 

 

Aún así, Megan Fox sigue viviendo de su antigua fama como la mujer más sexy del mundo. Las fotos de su increíble belleza siempre estarán grabadas en nuestras retinas, y en los últimos años, su rostro ha mejorado un poco. Es evidente que ha intentado arreglar el desastre de su última cirugía y que el tiempo ha reducido la inflamación. Tiene días malos, pero de vez en cuando tiene días buenos, en los que parece que está mejor.

Eso hace que a veces la veamos más guapa desde ciertos ángulos, como en verano 2014, cuando acudió al estreno de las Tortugas Ninja y a la entrega de los Kid’s Choice Awards. Estaba mucho más guapa y parecía que se podía ver algún destello lejano de la Megan del pasado.

 

 

Megan Fox Ninja

 

 

Pero la verdad es que no hay nada que hacer. Megan ya no puede volver atrás. Tiene días buenos, pero su aspecto en general es muy artificial, y la imagen plástica ya no se la quita nadie. Los primeros planos los aguanta fatal.

Los retoques discretos de antes no se notaban, como el de la nariz y los labios, pero los últimos no se pueden negar, le han sentado mal y han tenido consecuencias irreversibles. Megan Fox tiene la típica cara de mujer operada, ésa que no se puede disimular ni arreglar, ni con maquillaje, ni con tratamientos, ni con otros retoques, ni con nada. Y no hay nada que pueda hacer para arreglarlo.

 

Megan Fox Instagram Foto

 

 

Pero lo que no se puede negar es que quien tuvo, retuvo. Las imágenes que le siguen haciendo los paparazzi que aún la persiguen a diario por Los Angeles muestran a una Megan muy atractiva y llamativa, lo que nunca va a dejar de ser, por mucho que las malas cirugías hayan echado a perder su rostro.

 

 

Ahora, Megan Fox lleva una vida tranquila, alejada de los focos y centrada en sus hijos. Y todavía puede permitirse el lujo de rodar un par de películas cada dos o tres años, algo que ella misma ha confesado que hace para ganar grandes cantidades de dinero que le permitan proporcionar a su familia un alto nivel de vida. No todas las actrices que han desaparecido después de su momento de gloria pueden decir lo mismo.

 


1 Comment

  • Mireia dice:

    Cuando dices que tiene los labios más grandes, ¿Crees que es debido a que se haya hecho la operación lip lift o más bien permalip? ¿O algún otro tipo de cirugía estética?

    Por cierto, ¿Soy yo, o en la foto que sale con ese super bronceado anaranjado, top negro y bolso rojo parece que tiene la sonrisa menos pronunciada? Como si se hubiese hecho algo en las comisuras, aunque puede que sea efecto de esa operación en los labios…

    Y otra duda, Megan tiene en algunos momentos de su vida unas cejas finísimas y arqueadas, que personalmente pienso que son muy bonitas. Yo tengo algunas clapas en las cejas, sitios donde no crece el pelo, y era por si sabías algún producto que estimule el crecimiento del cabello (hay productos tanto para cejas como para pestañas).

    También he oído del microblading, pero deja un aspecto muy artificial. Y tengo pendiente el Wunderbrow.

    Muchas gracias 🙂

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *