Trucos Para Superar un Mal Día

Trucos Para Superar un Mal Día

Superar un mal día es posible.

La semana pasada tuve uno de esos días horribles en los que te sientes con ganas de enseñarle los dientes a todo el mundo. Menuda jornada más desastrosa. Lo peor es que no me ha pasado nada malo ni he tenido un problema concreto. Era solo yo, insoportable, y con un humor de perros.

Por supuesto, el careto acompaña al estado de ánimo. La expresión que mejor lo define sería “una cara derretida”, ya sabéis, todo para abajo.

No creo mucho en los remedios instantáneos para la piel. Me explico. A veces, leo artículos sobre cómo recuperar la buena cara, dar luminosidad al rostro en esos días malos, etc. Puedo decir que no funcionan. Los días malos no tienen solución. Lo único que hay que hacer es reducir el contacto con otras personas, para no soltarle un ladrido a quien no se lo merece, y volver a casa en cuanto antes. Ya sabéis, la negatividad es una espiral ascendente: siempre va a más. Mejor alejarnos del peligro.

 

 

Pero volviendo a la cara, ¿qué podemos hacer cuando tenemos un día chungo? Normalmente, cuando estoy así, una clase de baile y una visita al baño turco del gimnasio hacen milagros. Es el combo ideal para superar un mal día. Puede que sea por flujo sanguíneo que se activa durante el deporte, más el calor que abre y limpia los poros y relajada.

¿Y si no es posible ir al gimnasio? Algo que funciona es darme una ducha bien caliente y limpiar el rostro con un bálsamo facial, como el de Eve Lom. Aunque para la limpieza facial prefiero el jabón negro africano, este tipo de bálsamos tienen un efecto calmante inmediato. Su aroma a eucalipto es terapéutico y perfecto para histéricas como yo. El bálsamo se aplica mediante un ritual que incluye el uso de una muselina, con la que hay presionar la piel, haciendo un suave masaje. Estos minutos de relax son geniales.

 

 

¿Tener una jornada desastrosa es una excusa para rendirnos ante las tentaciones? En mi opinión, no es recomendable. Es normal que se pase por la cabeza aprovechar la desidia para pedir una pizza XXL, pero la sensación que deja una comida copiosa no es recomendable con un día de esos en los que parece que hubiera sido mejor no levantarse de la cama. No funciona y proporciona un alivio momentáneo que dura muy poco. Luego, nos vamos a sentir fatal.

Parecerá una tontería, pero lo que funciona son los plátanos. Si os gusta el tenis, os habréis fijado en que los tenistas comen plátanos en las pausas de los partidos. ¿La razón? El plátano sirve para recuperar energía de forma rápida, ya que contiene glucosa, que es absorbida de inmediato por el organismo. Hace sentir bien y da cierto subidón.

Las velas perfumadas también son grandes aliadas para un día malo. Nunca subestiméis el poder de una vela. Son tan curativas como un masaje o una sesión de música relajante.

A la hora de escoger, la calidad de la vela es mucho más importante que el olor. Si tiene un aroma artificial o plasticoso, no servirá para nada. Me gusta invertir en velas de Diptyque o Cire Trudon. Como son velas que cuestan más de cincuenta euros, no suelo recomendarlas muy alegremente, pero son las mejores velas del mercado. Os lo aseguro. Simplemente, son sublimes. Las velas de Diptyque son más básicas, se limitan a un aroma y nada más, mientras que las de Cire Trudon son una mezcla de varios, como un buen perfume, y cada creación tiene su historia. Encender una vela y saber que siglos atrás, el perfume que flota suavemente en el aire de tu dormitorio o tu salón fue el mismo que se utilizó para ambientar el palacio de Versalles… no hay palabras.

 

cire-trudon-abd-el-kader-gold-candle_grande

 

Por último, antes de meterme en la cama, me gusta utilizar un poco aceite de árbol de té en la frente y la nariz. En días así, siento que la piel escupe cualquier crema o loción que apliquemos. Así que después del ritual del bálsamo de Eve Lom, la dejo en paz y solo la humedezco de vez en cuando con agua termal. Pero antes de dormir, me gusta mucho aplicar unas gotitas de este aceite que va muy bien para controlar las impurezas y los puntos negros. También tiene un olor intenso y peculiar que hace pensar en sesiones de masajes o tardes en el spa.

La actitud es imprescindible, pero no siempre se puede mantener intacta, positiva y a prueba de bombas. ¡No pasa nada!, Como dice Escarlata O’Hara, mañana será otro día.

¿Y vosotras, cómo superáis esos días desastrosos?

5 Comments
  1. Hola Daiquiri Girl! me gustaría comentarte mis trucos de belleza, para que puedas compartirlos o probarlos y ver que te parecen jeje uno de ellos lo descubrí al investigar los nuevos serums de crecimiento de pestañas/cejas que encontré a un elevado precio en el mercado ( M2Beauté M2 Lashes Eyelash Activating Serum). Encontré que lo que utilizaban como activo era una prostaglandina, la cual podemos encontrar en farmacias en venta como colirio para los ojos, en España como “bimatoprost”, por un precio de unos 20 euros frente a los 200 del otro serum. Se descubrió que el efecto secundario de este colirio principalmente utilizado contra el glaucoma ( subida de tensión del ojo), tenia como efectos secundarios el crecimiento exagerado de las pestañas e incluso pelo allí donde no lo abia si esas gotas tocaban otras partes de la piel, creciendo dichos pelos en largura y grosor. Ahi te dejo mi descubrimiento por si no sabias de ello ( alomejor si jeje) . Saludos!

    1. Perdona Tania, sabes si puedo usar ese colirio entonces con un pienvelito por las pestañas si crecen? O puede ser peligroso si es para glaucoma?

  2. En los dias en los q estoy rebelde sin causa suelo ir a correr con musica fuerte y me agoto fisicamente. Despues me planto una peli q me guste y tomo una onza o dos de chocolate negro despues de cenar. Ese dia de mala leche visto ropa comoda, me recojo la melena y apenas me maquillo…nose porque hago eso pero acaba hciendome sentir y verme mucho mejor!

  3. Mis tips:
    – Mucha agua termal.
    – Piel limpia.
    – Música ochentera.
    – Mimar mucho a mis animales ( recargan de energía positiva!)
    – Ojear revistas de belleza y editoriales de moda míticos.
    – Darme algún capricho que me suba el ánimo.
    – Ambiente cálido en casa, puntos de luz, almohadas confortables.. preparar tu refugio hasta que pase ese mal día.

  4. El mismo primer gesto, irse a casa!.
    Hace una semana, y luego de querer clavarle los dientes a mi compañero de trabajo, llegué a casa e hice media hora de Combat Fitnnes de un tutorial que encontré en You-tube. Luego ducha relajada, mezcla de aceites esenciales ( en mi caso geranio, lavanda, arbol de té y cedro de Atlas).
    Exfoliación suave de rostro-cuerpo, y sólo Loción50 de Biologique Rechergue, cuando el cansancio no me gana, también masajeo mis piés, ahí ya caigo tranquilita en la cama, con peli a tono o libro Idem.

Responder

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *