Champú Russian Amber de Philip B

Champú Russian Amber de Philip B

Voy a hablaros del champú Russian Amber de Philip B. Se conoce como el champú más caro del mundo.

Es uno de mis favoritos, por no decir mi favorito indiscutible.

Después de tirar mucho dinero en mascarillas y tratamientos capilares con resultados mediocres, llegué a la conclusión, gracias a la marca Philip B, de que la parte más importante de la rutina capilar es el lavado, y nada más. Tenía que empezar a tratar mi cabello largo, seco, rebelde y con tendencia a enredarse desde el minuto uno. Y al contrario de lo que siempre había creído, no iba a conseguirlo con cremas y mascarillas, sino con el champú, lo que se supone que lava el pelo y poco más. Philip B me demostró que estaba equivocada, por eso siempre seré fiel a la marca.

 

 

Bien, vamos con el champú Russian Amber de Philip B. ¿Qué tiene de especial? Para describirlo, diré que es un champú lustroso, extremadamente lujoso. Ofrece magia pura para el cabello. Los componentes principales que lo convierten en algo tan especial son el aceite de ámbar ruso y los extractos botánicos de camomila, semilla de uva, ortiga, romero y salvia.

Además, tiene un contenido muy elevado de pantenol. Eso logra que los nutrientes penetren de forma profunda en el cabello. Los aminoácidos y las proteínas de seda reparan la melena a nivel celular, por lo que el resultado es notorio y llamativo desde el primer lavado.

No tiene siliconas y es apto para todo tipo de cabellos. Incluso los tratados químicamente y los que lleven algún tratamiento de keratina.

 

 

La primera sorpresa llega al abrirlo; no es un champú convencional y su consistencia es muy parecida a la de la miel. El color es ambarino, y su aroma, increíblemente soberbio, inigualable y único: no se parece al de ningún otro cosmético. Es exótico, peculiar, opulento, con un toque oriental y árabe muy especial. Crea adicción, os lo garantizo.

El bote de Russian Amber de Philip B de 355 ml pesa medio quilo y tiene un diseño de color dorado. Un homenaje a su ingrediente estrella, el ámbar. Toda una experiencia sensorial que os hará sentir como auténticas princesas, al mismo tiempo que le ofrecéis a vuestro cabello lo mejor de lo mejor.

 

Russian Amber de Philip B es un champú embellecedor. Si lo aplicamos bien, el resultado es un pelo espectacular, con cuerpo, brillo y un color precioso. En caso de tener el cabello teñido, el color mejorará considerablemente. Yo soy castaña y llevo mechas rubias de medios a puntas. Cada vez que uso este champú, las puntas están más rubias y brillantes.

No es exactamente un champú nutritivo, pero es muy hidratante. Es bueno para cabellos secos. Para los cabellos que estén realmente castigados será necesario tratarlo previamente con otros productos de la firma. Como el champú White Truffle. Ese champú fue el milagro que consiguió que mi cabello pasara de ser requemado y pajizo a simplemente normal, tirando a seco. 

El bote de 355 ml me dura aproximadamente cinco meses, teniendo el cabello ultra-largo y usándolo un par de veces por semana.  Yo soy adicta al champú y no puedo pasar sin él, pero si lo queréis para ocasiones especiales, entonces mejor, porque os durará muchísimo tiempo más. 

Está disponible en Billion Girl. Buscad el descuento por la primera compra, siempre hay uno y así sale un poco más económico. ¡No desaprovechéis la oportunidad de tener un cabello perfecto!

Responder

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *