Los Elixires de Belleza de Tahití

Los Elixires de Belleza de Tahití

Me gusta mucho investigar sobre los elixires de belleza y cosméticos naturales de lugares lejanos y exóticos. La Polinesia Francesa es el lugar que más despierta mi curiosidad en ese sentido.

Cuando pienso en mujeres tahitianas siempre me acuerdo de Vaitiare, la chica que tuvo loco a Julio Iglesias durante tantos años. Normal. Basta con buscar un poco para comprobar que hay mujeres polinesias de una belleza espectacular. Casi todas tienen buena piel y un pelo lustroso y abundante por naturaleza, así que no necesitan mucha cosa para cuidarse. De una de las islas de la Polinesia, Tahití, aunque sea a distancia, he sacado muchos trucos que ahora considero imprescindibles.

Cosméticos de Tahiti

El primero es el aceite de monoï. Es el elixir de belleza número uno, utilizado prácticamente para todo por las mujeres polinesias. Lo utilizan para hidratar y proteger el cabello y la piel del sol. Ellas mismas fabrican el suyo propio, que se obtiene a partir de la maceración de flores de tiaré en nuez de coco. El resultado de la mezcla es un aceite con un aroma delicado y único, inconfundible. Las tahitianas suelen añadir al aceite un poco de vainilla, otro de los tesoros nacionales del país.

El aceite de monoï ha ido haciéndose famoso gracias al turismo. La gracia consiste en comprar uno que sea lo más natural posible. Tenemos marcas tahitianas a nuestro alcance, y además, es un aceite muy económico. Solo hay que buscar la etiqueta de denominación de origen y mirar la lista de ingredientes para ver el porcentaje de aceite de monoï que contiene.

El más famoso es el de la marca Tiki Tahiti. Es el que los turistas compran en el mercado de Papeete antes de irse.

Aceite Para Perfumar el Cabello

El monoï no es el único aceite que adoran en Tahití. Hay otro que es imprescindible para las nativas de la isla. Sirve para hidratar a fondo la piel, curar quemaduras producidas por el sol, y proteger la dermis de ataques externos producidos por el viento. También difumina las cicatrices y alivia las rojeces.

Es un producto de supervivencia pura y dura que nos puede ser de muchísima utilidad gracias a sus propiedades terapéuticas: el aceite de tamanu. Se utiliza en hospitales para tratar infecciones oculares. Dicen que su función regenerativa es muy, muy valiosa. Si buscáis un poco, veréis que hay mujeres que dicen que consiguen maravillosas con solo unas gotas.

El aceite de tamanu, en realidad, es originario del Reino de Tonga, un país perteneciente legalmente a la Polinesia Francesa pero que funciona como monarquía independiente. Más exótico, imposible.

Aceite de Tamanu

El siguiente elixir de belleza de Tahití es mi favorito, aunque nunca me ha entrado la inspiración necesaria para dedicarle una entrada. Debería, y lo haré, porque me encanta. Es el zumo de noni. Se hizo muy mediático en 2007-2008 por culpa de una campaña publicitaria que empezó a promocionarlo como un remedio milagroso capaz de curarlo todo y de prevenir el cáncer. Era la bomba, la panacea. Con tanta exaltación, la OMS se metió por medio y publicó un informe diciendo lo lógico: que ninguna de esas propiedades milagrosas estaba demostrada y que tomar el zumo de noni esperando que fuera la cura para todas las enfermedades era absurdo.

La prensa se pasó al otro lado: ahora tocaba decir que el zumo de noni era una estafa. Ese fue el final de la fama de un alimento natural y beneficioso que aporta muchas cosas buenas. No, no es milagroso, pero es genial para el sistema digestivo y el metabolismo. Se nota.

Aparte de los tahitianos y las locas que lo amamos, una famosa que es fan declarada del zumo de noni es Miranda Kerr. Lo toma desde que es adolescente y dice que no puede vivir sin él. El único suplemento de su firma Kora Organics lo lleva. No me sorprende.

Tengo que escribir más esto, lo prometo. Sobre todo porque esta es la época en la que compro. El zumo se obtiene a partir del puré que se extrae del fruto Moronda Citrifolia. Cada botella que se pone a la venta suele contener un 95% de zumo de noni orgánico. Tanto el olor como el sabor del zumo de noni son desagradables, así que no es un alimento para saborear.

Zumo de Noni

Otros trucos y temas muy interesantes de Tahití, como la alimentación de la isla y la exfoliación natural con trozos de cáscara de coco, merecen ser tratados aparte.

Os recomiendo que le echéis un vistazo a estos tesoros tahitianos: os van a gustar.

20 Comments
    1. Gracias, ahora mismo estoy a full pero el lunes hay post nuevo como siempre…

  1. Muchísimas gracias,

    Tomo nota de los dos aceites, voy a investigar y comprar.
    Por si os sirve de info,el aceite esencial de Sevilla es muy bueno para la piel. Investigad y veréis.

    Saludos y besos a todas,

  2. Buenos dias!

    Me encanta el aceite de monoi, es pibon y embellecedor en si mismo, he probado muchos, Hei Poa, TBS, el low cost de Yves Rocher….

    Daiquiri me he cogido tu libro Beauty Goals II y anoche me lei bastantes páginas del tirón, creo que me gusta más que el primero! lo veo más completo y especial….

      1. Gracias! Estoy orgullosa de los dos aunque el segundo es más maduro, creo…

  3. Yo soy fan del aceite de tuberosa que tenéis en Billion, eso sí que es un aceite de diosa!

    1. Ahhhh que se me ha olvidado poner que tengo el de Sahasra Beauty de monoi pillado en Billion, jolines, es el más divino, además el envase es tan bonito que lo tengo en una mesa de mi habitación con unas velas y flores. En invierno se solidifica y le doy mucha salida ahora que vuelve el sol y buen tiempo.
      Super recomendado!!!

      1. A mi también me encanta! Es divino por dentro y por fuera 😉

  4. Muy cierto que el aceite de tamanu hace maravillas en la piel, creo que no he probado algo igual en mi vida aunque suene exagerado. Un tesoro.

  5. Buenas tardes Bella!! Yo llevo usando los dos desde que escribiste sobre ellos la primera vez.. pfff finales año 2016-17??
    Para una piel madura como la mía, el de Tamanu me encanta, nunca había usado aceites faciales hasta ese momento, gracias a ti!

  6. Daiquiri gracias a ti me he vuelto loca por los aceites !! Ahora creo que son indispensables para cualquier operación pibón que se precie .

  7. Yo estoy enamorada del aceite facial de Alpha H Essential, lleva lavanda, rosa mosqueta, caléndula, geranio, aguacate, nuez de olivo y zanahoria, con vitaminas A, B, C y D, sin perfumes ni conservantes, es una pasada, 3 gotas por la noche, un masaje facial y amaneces con una textura de piel super bonita, como rellena y jugosa.

  8. Me declaro, una vez más, adicta a los aceites. No me canso de entradas de este tipo.

    Me he acordado de unas declaraciones de Alexa Chung. Dice que la piel de su cara es tan seca que podría ser el resultado de la unión de un cactus y una lija. Y pide que le den un tanque de aceite para hundir la cabeza en él. Gráfica a más no poder.

    Por cierto, qué piensas de ella, Daiquiri?

  9. Otra fan del monoi de Tiki, en mi caso del que huele a jazmín que se llama Pitate. Respecto al de tamanu, yo lo descubrí gracias a una youtuber coreana que tiene (o tuvo, mejor dicho) el acné más horripilante de cuantos he visto y lo utilizaba para aclarar las marcas que dejan los granos. Yo tengo acné hormonal en la barbilla desde el embarazo y doy fe de que las marcas están más disimuladas, llevo dos años usándolo y no tengo pensado dejarlo, es un gran descubrimiento.

  10. Daiquirigirl , quiero compar tu segundo libro , soy de Argentina , hay alguna forma de que lo compre en $ pesos y no en € ?

Responder

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *